Follow by Email

30 abr. 2011

XVI

Era una familia decente,
Con libros apilados
En diferentes idiomas
Y muy decentes.

Con cortinas plegadas,
Muy a la moda,
 Siempre decentes.

Bien lo digo,
Era una familia muy decente,
Con copas de fino cristal cortado,
Alfombras persas,
Perro y gato,
por supuesto decentes.

Tenían gestos decentes,
Engaños maritales decentes,
Gritos muy decentes
Y claro,
Golpes muy decentes…

Pero ¡Que hijueputa!
¿en qué clase de casa decente
No cenan con una coca cola?

No hay comentarios:

Publicar un comentario